Se despiden del colegio, profesores, compañeros.

Han sido trece años los vividos en el Don Bosco, su colegio, su vida de cada día, su ambiente más respirado entre caras amigas y personas ya latentes en cada vida.

Se han puesto elegantes, como la ocasión requería; también se han puesto nostálgicos, algo tristes porque dejan atrás algo tan querido; y es que, aunque muchos de ellos -la mayoría- seguirán cursando los dos años de bachillerato en el colegio, otros emprenderán estudios en la rama de lo profesional; algunos irán lejos a estudiar.

Paco Sánchez celebró en esta despedida poniendo los sentimientos a flor de piel y despertando recuerdos llenos de emoción.

Estudiantes, profesores y padres, asistentes al acto, manifestaron también su sentir en un momento tan solemne.

Todos nos hemos deseado un futuro lleno de aciertos y positivo; un futuro que construya en todos cuanto hemos soñado.

¡Hasta siempre, amigos! ¡Aquí nos quedamos confiando en vosotros y deseándoos bienestar, salud y acierto!

Redacción: Juan Pérez González, salesiano